BIOPSIA PROSTÁTICA POR FUSIÓN POR VÍA TRANSPERINEAL: AUMENTO EN LA DETECCIÓN DEL CÁNCER DE PRÓSTATA DISMINUYENDO LAS COMPLICACIONES.

BIOPSIA PROSTÁTICA POR FUSIÓN POR VÍA TRANSPERINEAL: AUMENTO EN LA DETECCIÓN DEL CÁNCER DE PRÓSTATA DISMINUYENDO LAS COMPLICACIONES.

 

Accediendo a una biopsia más precisa, dirigida a la lesión prostática, guiada por fusión de imágenes de ultrasonido y resonancia magnética en tiempo real, este innovador procedimiento disminuye la tasa actual de infección y re-hospitalización de un 7-10% a un 0-0.2%. Clínica  INDISA fue el primer centro en Latinoamérica en contar con esta tecnología. Representa una experiencia pionera en LATINOAMERICA, por lo que fue destacada en el Congreso de la Confederación Americana de Urología en el año 2019.

El Dr. Arquímedes Rodríguez, quien hizo su especialización urológica en Venezuela, llegó a Chile en el año 2010 a realizar un fellowship en cirugía mínimamente invasiva y oncología urológica con el Dr. Octavio Castillo, quién luego le invitó a integrarse como Staff en la Unidad de Urología de Clínica INDISA.

El cáncer de próstata es la primera causa de cáncer en hombres en Chile y la segunda causa de muerte por cáncer después del cáncer gástrico. Tradicionalmente el diagnóstico se realiza mediante la toma de muestra de tejido prostático con aguja o biopsia de próstata, para lo cual es necesario atravesar la pared del recto (vía transrectal) existiendo la posibilidad de inoculación directa de bacterias rectales en el tejido prostático y de ésta manera favorecer el desarrollo de una infección. Para ello se requiere una preparación especial del recto y tratamiento antibiótico previo ya que se considera  un procedimiento sucio o contaminado. Durante los últimos años  la biopsia prostática tradicional realizada por vía transrectal en la mayoría de los centros mundiales, se asocia a un aumento significativo en las tasas de infección y de hospitalización en la era de la resistencia a los antimicrobianos, pasando de un 5% a un 8-10% entre 2011 y 2019 con una tasa de sepsis post-biopsia de 0,5-7% y de mortalidad relativa cercana al 1%.

Otro de los problemas de la biopsia tradicional dirigida sólo por ultrasonido es que tiene una alta tasa de falsos negativos con una pérdida de hasta 1/3 de los cánceres clínicamente significativos.  Lo ideal es poder ofrecer una biopsia mas precisa que permita detectar el cáncer clínicamente significativo o agresivo con el menor riesgo de infección, ya que éste es el grupo de pacientes que podría morir por cáncer si no recibe un tratamiento oportuno”, asegura el Dr. Rodríguez.

El especialista explica que este abordaje ha evolucionado con la incorporación de la resonancia magnética multiparamétrica de próstata, que permite detectar un área sospechosa de cáncer. Este nuevo enfoque ha permitido realizar biopsias dirigidas a la lesión sospechosa observada en la resonancia magnética, haciendo de ésta una biopsia más precisa con una mayor detección de cáncer clínicamente significativo en comparación a la biopsia basada solo en ultrasonido. Este procedimiento se llama biopsia por fusión y consiste en superponer o fusionar las imágenes obtenidas en la resonancia magnética multiparamétrica de próstata (contornos de la próstata y de la lesión sospechosa) con las imágenes de ultrasonido utilizando un programa especial o software y de ésta manera obtener una reconstrucción en 3D en tiempo real permitiendo realizar una biopsia muy precisa dirigida a la lesión ya sea por vía transrectal o perineal.

La unidad de urología de clínica INDISA siempre ha estado a la vanguardia en lo que se refiere al diagnóstico y tratamiento del cáncer urológico y por consiguiente se realizó una evaluación de las distintas plataformas de biopsia por fusión disponibles en el mercado junto al jefe de la unidad de urología Dr. Octavio Castillo, quién tomó la decisión de incorporar ésta tecnología con la inmediata aprobación del proyecto por parte de la Dirección Médica tomándose la decisión de adquirir la primera plataforma de biopsia prostática por fusión disponible en Latinoamérica con abordaje transperineal (a través de la piel del periné), y de ésta manera “poder ofrecer a nuestros pacientes una biopsia precisa dirigida a la lesión sospechosa a la vez que evitamos transgredir la pared del recto evitando así, la infección y sepsis asociada a la biopsia transrectal”, asegura el Dr. Rodríguez. El acceso transperineal tiene tasas de infección, re-hospitalización y sepsis cercanas a cero (0-0,2%).  Para iniciar el proyecto de biopsia prostática transperineal dirigida por fusión de imágenes  el Dr. Arquímedes Rodríguez urólogo a cargo del programa recibió un entrenamiento previo en Alemania y España.

Clínica INDISA se ha posicionado como el primer centro urológico en tener esta tecnología de Biopsia Prostática Transperineal por Fusión en Chile. Asimismo, representa la experiencia pionera en LATINOAMERICA, por lo que fue destacada en el año 2019 durante el Congreso de la Confederación Americana de Urología.

 A la fecha se han realizado cerca de 70 procedimientos, todos sin complicaciones, infección, sepsis ni re-hospitalización. El doctor Arquímedes Rodríguez señala que este procedimiento está indicado en pacientes con expectativas de vida mayor a 10 años y sospecha de cáncer clínicamente significativo (antígeno prostático elevado, tacto rectal alterado y/o una lesión sospechosa en la resonancia magnética). Si bien el segmento clásico se concentra entre 40 y 75 años, existen casos que escapan al rango. El acceso transperineal para la biopsia de próstata parece ser una solución a largo plazo para el problema de las infecciones relacionadas a la biopsia.  “Actualmente la biopsia prostática transperineal por Fusión se ha convertido en un estándar en nuestra clínica y en el mundo, dado que este procedimiento no solo implica un significativo menor riesgo de infección, sino que también ausencia de sangrado y una mínima percepción de dolor”, concluye el experto.